Pop arte en España Francesc Anglès
Andy Warhol - Marilyn
Con orígenes derivados del dadaísmo - movimiento artístico, que eleva los objetos de la vida cotidiana a obras de arte - el Arte Pop nació a finales de los años 50 en los Estados Unidos como reacción artística ante el Expresionismo Abstracto,  al que consideraban vacío y elitista. El Pop, con la frialdad del distanciamiento y a menudo con ironía, pone su mirada en la atracción estética de los vulgares artículos de la sociedad de consumo y de la comunicación de masas.

El empleo de imágenes de la cultura popular y su multiplicación es uno de sus rasgos bien conocido - basta pensar en las obras de Andy Warhol - pero no faltan las obras literalmente "únicas" igualmente intrigantes. George Segal, fue uno de los escultores figurativos más importantes del siglo XX. Siempre huyó de la repetición: sus figuras blancas, que retratan el hombre corriente en su contexto natural, con un acabado bruto e incompleto de tamaño real, crean un ambiente de desolación y melancolía y destacan así entre las típicas obras coloridas, procesos de reproducciones del estilo Pop.

Francesc Anglès y George Segal escultor pop
Anglès y Segal frente a una obra del primero en Sala Gaudí
En los principios de los 70 en Barcelona, España, Francesc Anglès adoptó la técnica del molde en vendas escayoladas con el motivo principal de la figura humana, por lo que desde un principio se le compara al artista estadounidense con el que posteriormente mantuvo relación personal.

Con el blanco de sus esculturas y el interés por la figura humana acaban los similitudes entre las obras los dos artistas. Segal trabaja sacando moldes de sus modelos. Anglès modela sus esculturas.

Pop arte en España Francesc Anglès esculturas pop
George Segal- Walk, don't walk 1976
Todas las obras de Segal son life size, en la producción de Anglès se encuentran todo tipo de medidas y a menudo incluye elementos reales; accesorios como gafas o bolsas, a veces muebles o instrumentos musicales.

"La Cobla", el gran conjunto escultórica de Anglès de 11  figuras, en el Museo Dalí de Figueres, queda emplazado en un ambiente que coincide perfectamente con el museo dedicado al maestro del surrealismo: el grupo "La Cobla" frío e inmóvil toca su música extraña congelada en la instantánea de la eternidad.
Los personajes de Anglès respiran la soledad propia del hombre moderno que se materializa en bandas y moldes de yeso blanco. Por la comunicación de esos sentimientos melancólicos que transmiten sus esculturas, Anglès va más allá de la impersonalidad del Pop Art.

Francesc Anglès escultura pop art Museo Dalí
Francesc Anglès - La Cobla